En fin...

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

En fin...

Mensaje por Wilhelmina Schweinsteiger el Mar 4 Mar - 21:15

Estaba algo desconcertada, todavía no se acostumbraba a la idea de no tener que hablar/ver/besar a Jesse todos los días. No era nada fácil y lo extrañaba muchísimo, pero jamás lo admitiría para nadie. La noticia se había corrido por la universidad con mucha discreción, Jesse no había hecho nada extraño y ella tampoco. Solo le había contado a Harley a grandes rasgos, en las pocas ocasiones en las que habían podido verse en esa última semana. Y todavía no hablaba con Marcellus.
 
En conclusión, no se ponía en orden. No sabía si había tomado la decisión correcta porque al poner todo en una balanza, se daba cuenta de que con Jesse tenía algo sólido, algo fuerte, y que la conocía como ninguna otra persona lo hacía. En cambio, cualquier otra cosa era como hacer castillos en el aire. Había pasado más tiempo en su dormitorio y atendiendo asuntos con las Epsilon que en su departamento, para no pensar en esas cosas. Había sido la única manera de sobrevivir a la semana y no salir corriendo a buscar a Jesse a su fraternidad cuando al llegar al departamento se volviera a dar cuenta de que sí le hacía falta.
 
Pero esa noche tenía que hacerlo, no quería pasar el viernes en la universidad, pero tampoco salir a ningún lado, ni escuchar que nadie le insistiera. Quizá podría aprovechar para pensar mejor las cosas antes de encontrarse con Marcellus. Lo mejor era afrontarlo todo de una vez.
 
Entró al departamento con una cara bastante larga, muy diferente a la versión sonriente que mostraba en la universidad sin importar qué. Estaba exhausta y moría por solo tirarse en la cama, pero cambió de planes al ver a Harley sentada en el desayunador.
 
-¿Qué haces aquí? ¿No vas a salir hoy?
 
No se lo dijo con tono feo, al contrario, le alegraba pensar que, en el peor momento y por milagro, ella estaba ahí.

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Harley D. Schweinsteiger el Mar 4 Mar - 21:43

Ella tampoco había ido al departamento en toda la semana. Porque su mamá estaba estrenando casa porque su papá se había hecho espacio en la agenda para visitarlos y por qué había estado ocupada con cosas de la escuela. No sabía que había pasado entre Mina y Jesse, pero si se le hacía raro que no estuvieran por la casa. Sabía lo de la carta de Marcellus por que este le había dicho y aun que quería salir corriendo a preguntarle a su amiga, no lo había hecho, por discreción más que nada y por qué se le hacía feo meterse en asuntos que no le correspondían. Desde que Mina había vuelto con Jesse Harley era muy discreta con sus comentarios porque no quería que el idiota terminara culpándola nuevamente si es que algo llegaba a pasar mal entre ellos.

Había llegado directo a ponerse una ridícula pijama de dinosaurio, no tenía nada planeado para la noche y pensaba seguir así, la verdad la lectura de cartas de Gigi le había dejado pensando mucho, muchísimo en las cosas de su vida y tenía miedo luego de saber lo de la maldición familiar que tenia con eso del amor y tal. Estaba harta de las complicaciones, harta de tener que estar sufriendo de gratis y solamente quería desquitar su frustración sentada en sophie con una botella de whisky o vodka o lo primero que se encontrara.

Y precisamente estaba en el desayunador preparando un coctel cuando Mina entro al departamento. Inmediatamente que la vio supo que había algo que no estaba bien con ella. Se levantó y fue hacia ella para ayudarle con las cosas que trajera, bolsa, abrigo o lo que fuera y lo colgó en la entrada, todo esto con una cara de evidente interés y algo de preocupación.

Mi plan es embriagarme hasta la medula esta noche… ¿Qué paso? – Le respondió igual y luego fue nuevamente hacia donde estaba. Siguió mezclando un par de cosas esperando que Mina se acercara, sin preguntarle le preparo también una bebida, ya estando en eso supuso que no se la negaría. ¿Qué haces aquí tu? ¿Quieres jugo de mango, cereza o uva? Tengo repertorio. - Señalo las botellas frente a ella, esperando que eligiera. Era obvio que si estaba ahí a esa hora era porque no parecía tener ganas de salir a algún lugar, igual que ella.

_________________

forma animal:

Más Harley:
avatar
Estudiantes
Mensajes :
1084

Harley D. Schweinsteiger
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Wilhelmina Schweinsteiger el Mar 4 Mar - 23:46

Por supuesto que no se iba a negar a que le preparara algo. Incluso pareció sonreír por unos segundos cuando le dio esas opciones de sabor. Había notado que Harley se había dado cuenta inmediatamente que no se sentía del todo bien, pero agradecía que no la atacara de entrada con preguntas.
 
-Cereza, definitivamente. Y tampoco quiero salir. Estoy cansada, tengo mucho que estudiar por lo de mi iniciación con las Epsilon y muchos trabajos que terminar. Siento que si me emborracho, quiero hacerlo solo en mi sillón donde no tenga que preocuparme por nada.
 
Y dicho y hecho, se tiró en el sillón. Estuvo en silencio unos segundos mientras se quitaba los zapatos y luego, desparramada, soltó un suspiro. Miró los movimientos de Harley, todavía en silencio, durante un rato más. No se apresuró a prender la tele ni nada, simplemente se quedó en silencio, pensando en todo.
 
No sabía por donde empezar a decirle a Harley que necesitaba hablar y soltar un torrente de palabras como nunca antes, era como si tuviera algo atorado que no la dejara desahogarse, y sabía perfectamente lo que era. Tenía que ser honesta antes de pretender decir nada más.
 
-Lo extraño demasiado.
 
Obviamente no se refería a Calcetín, que por cierto llegó corriendo a tratar de subirse al sillón para darle besos, sino a Jesse. Esa era la verdad cruda que se le atoraba en la garganta y que odiaba admitir.

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Harley D. Schweinsteiger el Miér 5 Mar - 11:40

Harley solamente la observo mientras se dejaba caer en el sofá y sin decir nada más, comenzó a preparar la bebida para la chica. Si algo tenía Harley es que era buena haciendo mezclas, realmente era algo que todos sus hermanos sabían por su mamá, aun que Ellioth era el único que si había explotado el “don” al 100%, Evelyn y ella se limitaban solo a preparar buenas bebidas y, en su caso, recetas para cupcakes. Le preparo un vaso a Mina sabor a cereza con un toque agridulce, mismo que podría disfrazar perfectamente la estúpida cantidad de alcohol que le había puesto a la bebida, algo en ella le decía que la alemana lo necesitaba.

Tomo ambos vasos (porque ella ya se había preparado uno sabor a mango) y fue hacia la sala. Ella se sentó en la mesa frente al sofá, como siempre solía hacer y le extendió la bebida a Mina probando un poco de la suya propia. Se quedo en silencio unos momentos tras escuchar su confesión y todo, inmediatamente, comenzó a tener sentido en su cabeza. En la escuela parecía que nadie se había dado cuenta de nada, aun que si escucho rumores de que vieron a Jesse entrando a la fraternidad de las TPA y tal, pero podía ser cualquier cosas de presidentes, por eso no le dio importancia y por qué no esperaba que el idiota fuera a desaprovechar la oportunidad que Mina le dio tan fácilmente.

Cuando Calcetín llego a darle amor a Mina ella solamente se quedo viendo a la criaturita de cachorro que al fin podía andar corriendo por la casa feliz. Conchita la elfa que les ayudaba con las labores domesticas se encargaba de cuidarlo bien afortunadamente y a Harley ya casi no le mordía los tobillos cuando la veía, eso era ganancia. Suspiro profundamente y le indico con la mano a la chica que bebiera de su vaso, ella hizo lo mismo y luego tamborileo un poco los dedos sobre el cristal del mismo, pensativa.

Esto sucedió por…? ¿Lo de Marcellus, cierto?... – Bueno, ella sabía ambas partes de la historia. Estaba adivinando solamente para darle a Mina pie para que comenzara a hablar. Esperaba que el alcohol hiciera lo suyo también y la ayudara a sentirse mejor esa noche.

_________________

forma animal:

Más Harley:
avatar
Estudiantes
Mensajes :
1084

Harley D. Schweinsteiger
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Wilhelmina Schweinsteiger el Jue 6 Mar - 1:17

Acarició un poco al perrete y luego miró a los ojos a Harley. Asintió cuando preguntó si era por lo de Marcellus pero antes de decir cualquier otra cosa, le dio un trago largo a su bebida, que estaba buenísima como siempre. Después la dejó sobre la mesa a un lado del cuerpo de Harley y se inclinó hacia delante.
 
-Sí y no. La carta fue un detonante pero también creo que simplemente teníamos demasiadas cosas acumulándose. Fue horrible, Harley. Jamás me imaginé que las cosas se dieran así.
 
Se mordió los labios y la miró directamente a los ojos. Estaba sopesando la opción de ser sincera con ella y contarle cómo habían sido las cosas, to-do, sin dejar ningún detalle fuera. O al menos ninguno que no afectara nada en la vida cotidiana, por decirlo así.
 
-Leyó la carta de Marcellus y lo primero que hizo fue burlarse como loco, me hizo enojar, nos hicimos de palabras. Me dijo que se iba a largar y que lo iba a hacer para siempre. Entré en pánico, en parte no quería que se fuera, pero mi manera de demostrárselo fue gritándole cosas horribles, nos seguimos insultando, le partí la boca…
 
Hizo una pausa y se apresuró a alargar el brazo para volver a tomar su bebida. Esta vez la dejó vacía. Hizo una mueca al terminar de tragar todo el contenido y de nuevo miró fijamente a Harley. Ni siquiera sentía la necesidad de hacerla jurar que no diría nada a nadie, contaba con ello.
 
-Me dijo que acabara de una vez con esta mierda, que si quería terminar con él lo hiciera y ya, me pidió que lo matara, dijo cosas como que…que solo así podría terminar todo y que era lo que yo había querido hacer desde hacía mucho.
 
Al llegar a ese punto desvió la mirada y se cubrió la cara con las manos. Tenía unas ganas inmensas de llorar, pero no lo hizo, se aguantó todo lo que pudo. Negó repetidas veces con la cabeza. No se atrevía a mirarla a los ojos, esta vez no.
 
-Le lancé una maldición cruciatus, Harley. Lo hice, lo escuché gritar, retorcerse en el piso de mi habitación y no me detuve, no hice nada. Y después de eso…después de eso todavía me dijo que me amaba, que me iba a amar siempre. ¿Cómo puedes querer a alguien que te hizo algo tan horrible?

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Harley D. Schweinsteiger el Jue 6 Mar - 1:33

La escucho atentamente mientras le contaba lo que había sucedido después de la carta. Harley se imaginaba que iba a haber repercusiones, pero no se imaginaba hasta que punto podían llegar a afectar a Mina.  Recordaba la primera vez que había pasado lo de Jesse, era inclusive muy fresco aun, todas las cosas que se habían gritado y lo muy lastimada que Mina había quedado después de eso, no quería volver a verla así, por nada del mundo.   Ella solamente mantuvo la vista fija en el piso y luego en su vaso, el cual vacio con tal rapidez que la misma Mina, dejo ambos vasos juntos y luego aspiro profundamente.

De la misma manera en que tu puedes querer a alguien que te lastimo no solamente una vez y con un hechizo, si no que te hirió de maneras más profundas, más duraderas. – Y ahí estaba, no pudo soportarlo más. Durante mucho tiempo tuvo que aguantar las palabras de Jesse, sus actos para con mina y las recriminaciones estúpidas y sin fundamento en las cuales él la culpaba de su desastre de matrimonio, bueno ahora sí tendría razones para culparla porque ya no se iba a quedar callada. No iba a dejar que Wilhelmina estuviera ahí sintiéndose horrible por algo que el sujeto se tenía más que merecido. Si, por supuesto que no estaba siendo imparcial, pero es que podían hacer o decir cualquier cosa, pero que lastimaran a Mina era algo que en verdad le destrozaba los nervios.

Y si, de tan cegada que estaba hasta le había dado igual que mencionara que le lanzo una maldición imperdonable a Jesse, no le importaba, así lo hubiera matado en esos momentos, para Harley no habría más culpable que el mismo presidente Delta. Para ella Mina solamente era una víctima y sí, tal vez se estaba engañando a ella misma, pero así eran las cosas.  Se levanto y fue a sentarse al lado de ella y la abrazo con fuerza.  Mina sabía que Harley no era una persona de abrazos, pero en esos momentos sentía que tenía que hacerlo.

Jesse es un maldito que te diría cualquier cosa con tal y que te sintieras culpable.  Es un idiota que no sabe si quiera apreciar lo que tiene o cuidarlo. Pensé realmente que esta vez haría las cosas bien, enserio.  No te sientas mal por él, no lo merece, Mina ese sujeto no te merece y nunca lo ha hecho.

_________________

forma animal:

Más Harley:
avatar
Estudiantes
Mensajes :
1084

Harley D. Schweinsteiger
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Wilhelmina Schweinsteiger el Jue 6 Mar - 2:00

Se quedó pensativa con eso de que a ella la había lastimado más. De verdad que sí, Harley era la única que había sabido exactamente cuánto había sufrido cuando se había enterado de todo lo que Jesse había hecho siendo que ella lo había querido como a nada, durante muchísimos años. Había sentido que no era suficiente para él y para nadie, que si él no la quería entonces nadie podría quererla, que estaba hecha de nada. Quería a Jesse desde que podía recordar, desde que lo había conocido, pero su relación con él había estado llena de altibajos, muchos muy peligrosos.
 
-El punto es que…quizá fui yo la que esta vez no hizo las cosas bien. Cada pelea fue culpa mía, de una u otra forma. Y no sé si en el fondo me comporté así porque una parte de mi quería vengarse de él. Lo presioné día tras día, le exigí…y él cumplió todo. No sé si estoy haciendo mal o bien.
 
Bufó y se dejó caer en el respaldo del sillón. Calcetín dio un salto milagroso hasta sus brazos y le sacó una sonrisa. Encontró relajante acariciar su pelo suavecito.
 
-Aunque luego de lo que pasó quizá deba hacerme a la idea de que lo que tenemos solo es dañino. Es…es intenso, me hace sentir completa en muchos sentidos pero a la vez es un peligro. Estoy con él porque nadie me hace sentir lo mismo, nadie ha podido, emocionalmente, físicamente. Pero creo que esto es una adicción horrenda que debería parar. Estamos llegando cada vez más lejos y no en el buen sentido.
 
Volvió a morderse el labio inferior y buscó la mirada de Harley de nuevo, porque la peor parte ya había pasado.
 
-¿Crees que me haya sido fiel de verdad todos estos meses? En realidad nunca confié ciegamente en él. Yo no lo fui, de cierta forma, o al menos no como se esperaría, le conté lo de Angus en mi cumpleaños y se puso furioso pero al final lo arreglamos, y no sé si lo tomó con calma porque quizá, solo quizá, él estaba haciendo lo mismo. Tipo que me besaba, tipo al que dejaba pasar, ya sabes. No era que yo los buscara pero tampoco me ponía intensa como una loca cuando me tomaban por sorpresa.

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Harley D. Schweinsteiger el Jue 6 Mar - 2:13

Se separo de ella solamente para escucharla, asentía con la cabeza mientras Mina le explicaba su sentir con respecto a la relación de Jesse. Ella no estaba de acuerdo con lo primero, porque igualmente, seguía sin verlo de la forma parcial, para ella Jesse siempre tendría la culpa así hubiera sido Mina la que lo engañara mil veces.  Por lo tanto le hizo una seña con la mano para que se detuviera inmediatamente cuando mencionaba lo de que ella le exigía a Jesse.

Pero claro que le ibas a exigir, obviamente no ibas a conformarte con lo que te daba antes, cuando se acostaba con todas esas putas y luego venia contigo a verte como si nada Mina. Estabas en todo tu derecho de portarte así, obviamente no se puede recuperar la confianza en alguien así haya matado a medio vecindario… – Esto último lo dijo más como un susurro bajando drásticamente el nivel de su voz hacia ella.  Aspiro profundamente, estaba hablando de más y lo sabía, pero era momento, si no era ahí cuando le iba a decir todo lo que pensaba, no lo iba a hacer nunca.

Mina te entiendo y nunca va a ser igual.  Créeme que lo entiendo. Pero llega un punto en el que simplemente no te puedes permitir seguir viviendo en la miseria, porque aun que lo tuvieras todo, aun que te sintieras completa a ratos, la angustia y la incertidumbre te estaba consumiendo y yo lo sé. Sé que esto habría llegado más lejos si hubieran seguido juntos.
Se calló nuevamente y suspiro profundo. Se levanto del sillón tomando los vasos para ir a servirse nuevamente un par de bebidas iguales, una para ella y otra para mina, esta vez en un vaso más grande para ambas. Lo necesitaban.

Y qué bueno que no confiaste. Ni siquiera yo confié la verdad y creo que se apresuro demasiado en venir a vivir contigo. ¿sabes a caso con quién se quedaba en su departamento? No quiero insinuar nada, pero no estoy segura que haya dejado pasar todas esas cosas por el simple amor ciego que te tenía. Es decir si te hubiera amado tanto en un principio jamás te hubiera engañado para empezar… – Sus palabras salían llenas de veneno y lo sabía. Pero detestaba a ese sujeto, lo odiaba principalmente por que estaba empezando a ganarse su confianza, a ser más llevadero y hasta a tener una buena relación con ella. Pero lo había mandado todo al carajo y hasta ella se sentía tonta por tener esperanzas en que esta vez Jesse no la cagaria (porque si, todo para ella era su culpa.)

Te diré algo… vamos a revisar su ropa a ver si tiene alguna cosa incriminatoria.  Si es así la lanzamos por el puente de brooklyn, seguro con eso te sentirás mejor, vamos.. – Le hizo una seña con la mano para que fueran hacia la habitación a buscar.  Realmente dentro de ella esperaba que si encontraran algo.

_________________

forma animal:

Más Harley:
avatar
Estudiantes
Mensajes :
1084

Harley D. Schweinsteiger
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Wilhelmina Schweinsteiger el Lun 10 Mar - 23:15

Había escuchado, perfectamente, el susurro de matar a medio vecindario. No sabía si era buena idea sacar ese tema a relucir que por cierto, también la carcomía por dentro. Y no solo eso, sino los planes que había hecho con él y con Yuri, de los que no le había contado a Harley por mero asunto práctico, por seguridad, no quería meterla en más cosas de esas por el momento, suficientes secretos guardaba. Se mordió el labio y decidió dejarlo pasar. No iba a arrepentirse de haber hecho que Jesse matara a alguien solo por capricho –porque sí, estaba consciente de que eso había hecho –pero sí sentía que no le estaba dando el justo valor que eso tenía, en todo su contexto.

-En realidad creo que nunca estuve angustiada, hasta hoy. Es como si fuera la culpa lo que me hace angustiarme, lo que me empuja a buscar algo para pensar mal de él.

No había estado viviendo en la miseria, había sido feliz, pero Jesse era…diferente. Y aunque sabía que nadie entendía su modo de ser, su modo de quererla, ella lo hacía. La incertidumbre solamente era por aquel dicho de “el león cree que todos son de su condición”. Miró a Harley sin entenderla, porque sentía que solamente le estaba diciendo lo que Mina quería oír o lo que ella pensaba que necesitaba oír para olvidarse de Jesse. Supuso que lo hacía porque nunca se habían llevado bien, pero no sabía hasta qué punto lo hacía porque nunca se habían agradado, o porque Marcellus fuera su primo. De cualquier forma no lo tomó a mal, la quería, y podía comprender que se preocupara por ella de ese modo, y que usara todas las armas que tenía para hacerla sentir mejor.

Se levantó para seguirla hacia su habitación pero antes de hacer cualquier cosa, la tomó por la muñeca y la jaló hacia ella para besarle la cabezota, con rudeza, como cuando eran niñas.

-Te quiero mucho, tonta.

Ahora bien, no quería encontrar algo incriminatorio en ningún lado. Le angustiaba mucho la idea de que así fuera, porque si pasaba, eso significaría que Jesse jamás había sido enteramente suyo, y la ponía de los nervios pensar tal cosa.

-Pero mejor en vez de espiarlo destruimos sus cosas y sanseacabó, ya no quiero tener nada que ver con él. Empezando por la maldita consola.

Esa, la Xbox One que tanto amaba y que tanto cuidaba, quizá más que cualquier otra pertenencia, y que yacía inmaculada bajo la tv de plasma de la habitación. Quizá le serviría de catarsis, al fin y al cabo, Jesse era como veneno puro, tenía que sacarlo de su sistema sin más rencores de por medio o jamás podría seguir adelante.

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Harley D. Schweinsteiger el Miér 12 Mar - 14:08

Se dejo abrazar con fuerza por ella. Esos abrazos eran especiales, de niños, no esas cosas cursis que a penas y te tocan la espalda. Ella la tomo por la cintura y de inmediato la vena de la conciencia le pego con fuerza. La verdad no tenia pruebas de que Jesse realmente la hubiera engañado o hubiera hecho algo para arruinar lo que tenían, pero odiaba mucho ver a Mina mal, por eso estaba dispuesta a defenderla ante todo y todos, sin importa que.

Yo te quiero más, pero solo si me dejas darle el primer golpe con el mazo a la Xbox – Le guiño un ojo y fue realmente hacia la habitación. Jesse aun tenía cosas ahí, Harley se cruzo de brazos y observo todo con una mueca en el rostro y tamborileando su pie en el piso como si estuviera esperando por algo o apunto de regañar a la propia ropa que estaba ahí.

¿Te parece que guardemos todo en una caja? Anda, tu haz eso en lo que yo desconecto ese aparatejo de la televisión y lo llevamos a la sala. Estaría super super divertido grabarnos rompiéndolo y luego le mandamos el vídeo. – Era horrible y lo sabía, pero ahora era ella la que quería que Jesse sufriera por todo el daño que le había hecho a Mina, con justa o injusta razón, ella quería que sufriera. – O podemos guardar el vídeo para nosotras a futuro, para verlo en la televisión mientras bebemos un cóctel o algo así. – Le sonrió a la alemana como esos niños que saben van a hacer una travesura. Luego se dirigió a la Xbox y la desconecto reamente sin ninguna delicadeza.

Creo que no tenemos un mazo en sí, pero podemos pegarle con martillos o algo. O Lanzarle maldiciones o cosas así, a ver, lo llevo a la sala para que haya mejor iluminación... - No estaba bromeando en absoluto. Si salió de la habitación con los cables colgando de esa cosa a la cual a penas y quería tocar. La dejo en la mesita de estar de la sala y luego espero, con las manos en los costados hasta que Mina llegara a acompañarla.

_________________

forma animal:

Más Harley:
avatar
Estudiantes
Mensajes :
1084

Harley D. Schweinsteiger
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Wilhelmina Schweinsteiger el Jue 13 Mar - 1:04

Le dio mucha risa que Harley pusiera esa cara como si fuera a regañar a la ropa. Pero luego la risa se fue transformando en un doloroso sentimiento nostálgico. Suspiró, justo a tiempo para que la volviera a atacar una risotada por los planes horribles de Harley de grabarse haciendo esa masacre y todo.

-Me quedo con la segunda opción.

Ella buscó una caja en la que guardar las cosas de Jesse, encontrando una de plástico donde a veces solía guardar montones de zapatos. Con un movimiento de varita la vació y la puso sobre la cama. Notó como Harley desconectaba la consola sin ninguna delicadeza y por un momento, pudo ver a Jesse ahí tirado sobre la cama, o sentado al borde, a veces en el suelo, metidísimo en algún juego hasta que ella demandara su atención. Agh, le daban ganas de darse una cachetada a ella misma.

Cuando Harley salió de la habitación, ella aprovechó para guardar pantalones y camisas en la caja, así como dos pares de zapatos. Los libros de historia de la magia que había ahí no los tocó, algunos le servían. Y en realidad fuera de eso, Jesse no tenía nada más ahí. O bueno…la verdad se quedó con una de las camisas, la quería para dormir porque se le veía bien.

-¿Qué decías, que no teníamos un mazo?

Le dijo a Harley cuando salió con la caja levitando tras ella. Destruir la Xbox le iba a ayudar a deshacerse de ese sentimiento que le oprimía el pecho. Le regresó la sonrisa de travesura y le pidió con un dedo que se acercara a ella mientras dejaba reposar la caja en el suelo y le hacía gestos chistosos a Harley de que le esperaba una sorpresota, aunque ella ya conociera ese hechizo.

-Ferrum

Musitó y el puño de Harley se volvió completamente de hierro, desde la punta de los dedos hasta el codo. Pero se podía articular bien, moverse con libertad, solo que ahora era ultrapeligrosa. Luego de eso, aplicó el mismo hechizo sobre ella. Adoraba el puño de hierro de los Immëndorff, que habían heredado a los Schweinsteiger gracias a su mamá, pero sabía que no debía usarlo muy seguido porque…bueno…si de por sí siempre le habían roto la nariz a las niñas en sus tiempos de Salem…

-¿Quieres hacer los honores?

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Harley D. Schweinsteiger el Lun 17 Mar - 1:23

Conocía perfectamente a Mina y sabía que para ella no sería fácil todo aquello. De hecho no estaba segura de que destruir cosas de Jesse o lanzarlas por el puente de Brooklyn fuera a ayudarla a superarlo, pero sería divertido y le haría sacar algo de estrés. De igual manera eran cosas que podían recuperarse fácilmente, objetos materiales que si bien tenían recuerdos con ellos, podían ser fácilmente reemplazados, era lo triste de la vida.  

No espero mucho hasta que Mina estuvo con ella. Estaba examinando la consola para ver como desmadrarla cuando sintió el hechizo sobre su puño y una carcajada se le salió de los labios. No era la primera vez que veía ese hechizo pero si que Mina lo usaba en ella, le dio un cosquilleo en la punta de los dedos así que tuvo que moverlos solo para asegurarse que seguían siendo flexibles.  Tras asegurarse que todo estuviera en orden asintió con la cabeza, emocionada.

Sabes que te quiero mucho mucho, como nada en este mundo.

Ahora era ella quién la tomaba con el brazo por el cuello y la acercaba para darle un beso en la mejilla. La acerco hacia donde estaba la Xbox y fue Harley quién dio el primer golpe, aun que se le paso un poco la mano y la mesita del a sala tembló un poco después que saltaron unas cuantas tuercas de consola.

Creo que deberíamos ponerla en el piso….  Te toca, Dale fuerte, la destructoteriapia ayuda y ayuda mucho. – La animo mientras volvía a ver su mano, la sacudió un poco esperando que el efecto pasara y mientras corrió a la cocina a preparar dos vasos mas del cóctel que estaban bebiendo.

Pégale mas fuerte, anda… la memoria también, es esa cosita que acaba de saltar. Destruuuuuyela… - Miraba de manera malévola como si fuera una criatura que sacrificar.  Había olvidado grabar todo eso, pero daba igual.   ¿Juntaste las camisas? Y si les hacemos algo? así nada mas, cegadas por el odio.

_________________

forma animal:

Más Harley:
avatar
Estudiantes
Mensajes :
1084

Harley D. Schweinsteiger
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Wilhelmina Schweinsteiger el Mar 18 Mar - 13:35

Ella también quería mucho a Harley, demasiado. Quizá era la única persona en el mundo a la que no había arrastrado a desgracias ni consciente ni inconscientemente. Para Mina, Harley era invaluable. Encogió los hombros como niña pequeña cuando la mesa terminó vibrando con el golpe que le había dado Harley. Luego soltó una carcajada, no lo pudo evitar.

-Mejor la hacemos levitar para que nos quede a la altura. Además así cuando le peguemos será el golpe del puño más el de la caída en el suelo 2x1. Aaaaaah la destruiré.

Dijo respecto a la memoria. La verdad no entendía porque esa cosa tenía tanto relajo por dentro, ni le interesaba pero sí estaba siendo muy divertido que esa consola terminara toda echa un reverendo relajo sin punto de retorno. Se volvió a reír por lo de estar cegadas por el odio.

Siempre le había sido muy fácil acordarse de las mentiras y los engaños de Jesse, y en ese momento lo necesitaba para poder darse valor de sacarlo de su vida, quizá ese rencor latente era lo que no la dejaba vivir en paz, lo que le impedía no hacer de sus vidas un círculo de desdichas y psicopatías.

-¿Las quemamos? ¿Las cortamos con diffindos? ¿Las tiramos por el ventanal? Puedo desaparecer el vidrio.

Estaba pasando un momento dificilísimo de verdad, pero definitivamente toda esa tonta diversión le permitía sentirse un poco mejor con ella misma, con sus decisiones, con lo que probablemente vendría.

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Harley D. Schweinsteiger el Dom 23 Mar - 12:52

Quería destruir esa Xbox con todas sus fuerzas, quería pensar que era una parte de Jesse y que si Mina terminaba por destruirla también se iría el dolor que sentía por él. Sin embargo a pesar de todo, Harley hubiera dado cualquier cosa por que esta vez sí funcionara la relación que ellos tenían, que se hicieran felices al final el uno al otro y no cayeran nuevamente en esa espiral destructiva y venenosa. Si, ella pensaba que lo mejor para ambos es que estuvieran lejos el uno del otro, era lo más sano, pero ella no mandaba en los deseos de su amiga, así que solamente podía apoyarla y destruir lo que ella quisiera si eso la hacía más feliz.

Regreso con un par de cocteles, el suyo lo tenía en la mano y el de Mina lo mando flotando hasta su lado. Bebió un trago pequeño y se saboreo los labios pensando realmente que podrían hacer con esas camisas, en efecto la mejor opción era tirarlas por la ventana y que luego se las llevara el camión de la basura. Pero se le ocurrió una idea mejor.

Mira vamos a cortarlas en diffindos y luego las tiramos como confeti por la ventana… o vamos a aparecernos en un puente y las tiramos desde ahí, ¿Hay uno aquí a unas cuadras, no? Vamos ándale!... – Fue hacia mina y la tomo de la manga para rogarle como niña pequeña. Luego saco su varita y lanzo el primer diffindo a la caja con cosas que había hecho traer desde la habitación. La caja se abrió y la primera camisa levito unos centímetros y luego comenzó a cortarse en pequeños pedacitos de tela que cayeron sobre las demás.

Oye, tal vez no es momento para decirte esto pero… ¿No vas a arrepentirte de esto, verdad? – Y no, no estaba hablando de las camisas precisamente. Es decir, para ella no había problemas pues sabía lo mucho que Mina amaba a Jesse a pesar de que fuera un animal, pero había cosas que simplemente no podían reponerse con dinero.

_________________

forma animal:

Más Harley:
avatar
Estudiantes
Mensajes :
1084

Harley D. Schweinsteiger
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En fin...

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.